February 11, 2020 Business 0 Comment

La Extinción de Dominio (LEDAB) llegó para quedarse en El Salvador, y es necesario saber cuáles son las consecuencias de no realizar acordemente una actividad probatoria en un proceso de este tipo, y peor aún, no prevenirlo.

Recordemos que la Extinción de Dominio, tal como quedó estipulado en el Romano IV y V de la LEDAB, es reconocer que el trabajo es el único medio lícito para generar riquezas, y que se necesita de una herramienta autónoma al proceso penal, para atacar las finanzas de la delincuencia organizada o financiera.

Ahora, en caso que me encuentre en calidad de afectado o tercero interesado en un proceso de extinción de dominio, y no ejerzo mis derechos como tal, ¿Qué es lo que sucede?

  • Se declara la extinción de dominio

Esta es bastante obvia, y eso significa que una persona o empresa ya no será el titular de un bien, o de un derecho real, sea prenda o hipoteca. Ya no podrá disponer de él, y bajo ninguna circunstancia, podrá recuperarlo.

  • Pasa a nombre del Estado

Tal como lo establece el Art. 41 inciso 3 LEDAB, el bien pasará a nombre del Estado, significando esto que todos los bienes extinguidos pasarán a ser administrados por la Comisión Nacional de Administración de Bienes (CONAB) y se procederá a actualizar los registros respectivos para determinar que un vehículo, inmueble, semovientes ha pasado a nombre del Estado.

  • Repartición de ganancias en el CONAB

El Art. 94 LEDAB establece como serán repartidos los bienes al interior del CONAB, dejando claro que la transferencia de fondos será de forma anual y quedará sujeta a un informe de ejecución financiera, y será sometido al control de la Corte de Cuentas de la República y sus Auditorías Internas.

La repartición será así:

  • 15% para el mantenimiento del CONAB.
  • 35% para el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública.
  • 35% para la Fiscalía General de la República.
  • 10% para el Ministerio de Defensa.
  • 5% para la Procuraduría General de la República.

¿Cómo prevenir todo este escenario?

  • Ejerza los derechos procesales que le confiere la LEDAB, y cumpla los plazos procesales pertinentes.
  • Prevenga la Extinción de Dominio al interior de su empresa.
  • Verifique si existen garantías fundamentales vulneradas en el proceso de extinción de dominio. (Art. 47 LEDAB).
  • Haga uso de los recursos para impugnar cualquier resolución y sentencia apelables, conforme al Art. 44-46 LEDAB.